Guía para mejorar la seguridad de tu hogar conectado

casa conectada

Los nuevos aparatos de moda tratan de hacer que tu hogar sea más inteligente, seguro y eficiente, a través de la domótica y del denominado ‘Internet de las cosas’ (IoT). Pero como con toda tecnología, parte de la seguridad requiere del conocimiento y la interacción del consumidor.

Los dispositivos conectados a Internet (televisores inteligentes, cámaras de seguridad, cerraduras inteligentes, termostatos inteligentes, etc.) pueden añadir otro nivel de comodidad a tu vida, pero también pueden hacer que tu casa y los dispositivos conectados sean vulnerables.

Por eso es importante tener un plan de defensa para asegurar los dispositivos conectados a internet.

¿Cómo puede ser vulnerable tu hogar conectado?

Cada uno de estos dispositivos inteligentes no solo aportan soluciones a nuestros problemas, sino que potencialmente son una oportunidad para los hackers o ciberdelincuentes.

¿Quieres mejorar la seguridad de tu hogar?

En CerrajeroPRO podemos asesorarte si estás en Barcelona

Excelencia – Profesionalismo – Calidad

Por ejemplo, los ciberdelincuentes han secuestrado monitores de bebés y espiado a las personas usando sus propias cámaras de vigilancia. Si tienes un dispositivo inteligente en casa, tu privacidad y seguridad podrían estar en juego.

Nadie quiere que un hacker se infiltre en su red. Pero a menudo es un riesgo que se suele menospreciar. Considera estos escenarios:

  • ¿Qué sucede si un hacker accede a los datos de tu termostato inteligente para saber cuándo estás en casa o fuera de ella?
  • ¿Qué pasa si un hacker se introduce en tu red a través de un dispositivo IoT y luego toma el control? Podría exigir un rescate para que el sistema vuelva a funcionar, sin garantías de que el ciberdelincuente pueda restaurar el acceso.
  • ¿Qué pasa si alguien accede a la información que has compartido con tu asistente digital, esos altavoces activados por voz como Amazon Echo o Google Home? Tal vez compartiste contraseñas o información financiera. Podrías quedar expuesto.

¿Por qué los hackers atacan hogares y no empresas?

Las empresas están mucho más protegidas contra las amenazas. Las redes domésticas tienen un nivel de exposición superior, y además se multiplican los puntos de entrada potenciales con cada dispositivo que añadimos.

El router inalámbrico es un punto débil

Los hackers a veces acceden a su red doméstica a través de tu enrutador. Ya sucedió en 2018 con el software malicioso VPNFilter, que infectó a más de medio millón de routers en todo el mundo.

VPNFilter es capaz de instalar más software malicioso en los dispositivos y sistemas conectados a tu router, además de hacerlo inoperable. También puede recopilar información que pasa a través de tu red, e incluso robar tus contraseñas.

Somos expertos en seguridad

¡Contáctanos! sea que necesites un bombin nuevo, servicios de apertura o asesoría

Pueden aprovechar la potencia combinada de millones de dispositivos.

Esto sucedió en 2016, cuando cientos de miles de dispositivos conectados vulnerables fueron capturados para formar una red llamada Mirai. Estos dispositivos ‘zombies’, y su potencia de procesamiento combinada, puede utilizarse para realizar ciberataques a gran escala.

¿El resultado? En este entonces, los principales sitios web como Spotify y Netflix fueron suspendidos por algunas horas.

Los ejemplos muestran que los hackers pueden actuar a nivel local y global. Pueden infiltrarse en tus dispositivos conectados para hacerte daño. O pueden usar tus dispositivos y otros para lanzar un ataque amplio.

¿Por qué son tan vulnerables nuestros dispositivos domésticos?

Siempre surge la pregunta, si una cámara IP o una cerradura inteligente están ahí para protegernos, ¿Cómo es que nos hacen más vulnerables? La respuesta viene precisamente de su característica diferencial; están conectados a internet.

Los routers domésticos y las cámaras de seguridad son los principales objetivos de los hackers. ¿Por qué? La mayoría de los dispositivos conectados, tienen poca o ninguna seguridad incorporada. Eso los hace vulnerables al software malicioso.

Y hay otra razón. La seguridad no suele ser una prioridad para los fabricantes de dispositivos conectados. Sus malas prácticas de seguridad podrían incluir esto:

  • No hay un enfoque sistemático de la seguridad, no existen diferentes capas de seguridad que protejan al sistema de los ataques
  • Ningún mecanismo para actualizar el software, o la necesidad de la interacción del usuario para hacerlo. Eventualmente se descubrirán vulnerabilidades que no será resueltas.
  • Contraseñas predeterminadas que el usuario no cambia. Muchos routers de proveedores de internet son vulnerables por esta razón.

Construyendo un hogar conectado seguro

Considera tu router Wi-Fi como la puerta de entrada a tu casa inteligente. Como cualquier puerta principal, debe ser sólida y estar equipada con cerraduras fuertes, en caso de que los hackers llamen a la puerta.

La mayoría de la gente simplemente usa el router que le proporciona su proveedor de servicios de Internet, pero muchas empresas independientes también venden routers más seguros.

Una vez que te cambies a un router seguro, es una buena idea investigar los dispositivos inteligentes que están conectados o que planeas adquirir. La privacidad y la seguridad son importantes. Aquí tienes algunas preguntas para hacer:

  • ¿Cuáles son las políticas de privacidad del fabricante?
  • ¿El proveedor del servicio almacenará datos o los venderá a un tercero?
  • ¿Cómo se habilitan las actualizaciones y qué tan frecuentes serán?

Consejos para mejorar la seguridad de tu hogar conectado

Dale un nombre a tu router

No le dejes el nombre que le dio el fabricante pues esto normalmente permite identificar la marca o el modelo. Dale un nombre inusual que no esté asociado a ti o a tu dirección física. No querrás que el nombre de tu router revele ningún tipo de identificación personal.

Utilice un método de encriptación fuerte para la conexión inalámbrica

Es una buena idea utilizar un método de cifrado fuerte, como WPA2, cuando configures el acceso inalámbrico. Esto ayudará a mantener la seguridad de tu red y de tus comunicaciones.

Configura una red de invitados.

Mantén tu red Wi-Fi inalámbrica lo más privada posible. Los visitantes, amigos y parientes pueden conectarse a una red separada que no esté vinculada a tus dispositivos conectados. Muchas cerraduras inalámbricas y cámaras de seguridad requieren un hub de comunicaciones que provee este aislamiento, tan necesario.

Cambia los nombres de usuario y las contraseñas predeterminadas.

Y no solo en tu router, sino en todos los dispositivos conectados. Los hackers probablemente ya conocen las contraseñas predeterminadas que vienen con muchos productos conectados. Eso les facilita el acceso a los mismos y a la información que contienen.

Sin embargo, hay dispositivos que no permiten cambiar el usuario y/o la contraseña por defecto. Jamás deberías considera la compra o el uso de uno de estos.

Utiliza contraseñas fuertes y únicas

Evita palabras comunes o contraseñas que sean fáciles de adivinar, como «00000» o «12345678». En lugar de eso, usa contraseñas únicas y complejas compuestas de letras, números y símbolos.

También podrías considerar la posibilidad de utilizar un administrador de contraseñas para mejorar tu seguridad.

Desactiva las funciones que no necesites.

Los dispositivos conectados vienen con una variedad de servicios, como el acceso y la administración remotas, a menudo habilitados de forma predeterminada. Si no lo necesitas, asegúrate de deshabilitarlo.

Mantén tu software actualizado.

Todo lo que está en la red debe estar actualizado. La seguridad de un conjunto es más que la suma de sus partes y los atacantes solo necesitan un punto débil. Por ejemplo, cuando el fabricante de tu teléfono inteligente te envíe una actualización de software, no pospongas su instalación.

Los fabricantes de tu dispositivo conectado también pueden enviarte actualizaciones, o es posible que tengas que visitar sus sitios web para comprobarlas. Asegúrate de descargar las actualizaciones y aplicarlas a tu dispositivo para que te ayuden a mantenerte seguro.

No hay duda de que vendrán más dispositivos conectados a buscar un lugar en tu casa y tu vida. Si te hacen la vida más cómoda y feliz, genial. Pero no olvides darle la prioridad que merece a la seguridad de tus dispositivos y de tu información personal.

error: Content is protected !!