Guía para insonorizar una puerta

guia insonorizar una puerta

Nuestros hogares pueden ser sitios muy ruidosos. Las construcciones de hoy en día se orientan hacia muros ligeros y plantas abiertas, que son geniales en el papel. Pero este tipo de diseños tienden a permitir el paso el ruido hacia nuestras residencias, y en algunos casos amplificarlo.

Combina todo esto con los aparatos de entretenimiento que hacen ruido, y el ajetreo de la vida moderna, y puede que descubras lo difícil que es lograr un poco de silencio dentro de nuestras propias casas.

Tu casa es el lugar donde vas a escapar del mundo; es donde te relajas y te preparas para los retos del día, así que los ruidos molestos y las distracciones pueden resultar perturbadoras.

Mucho del ruido que penetra a nuestros espacios lo hace a través de las puertas. Siendo así, ¿Por qué no poner algo de esfuerzo en insonorizar las puertas para así crear un refugio de paz y tranquilidad?

¿Quieres mejorar la seguridad de tu puerta?

En CerrajeroPRO podemos asesorarte si estás en Barcelona

Excelencia – Profesionalismo – Calidad

Las puertas, el eslabón más débil

Antes de que te ocupes de las paredes, suelos o techos, la puerta es lo primero que debes insonorizar. Esto se debe a que el sonido puede atravesar las puertas muy fácilmente.

Las puertas baratas están hechas de un material delgado que normalmente es completamente hueco. Todo el conjunto se encuentra ‘reforzado’ internamente por una estructura de cartón que ofrecen una mínima resistencia al sonido.

Pero incluso una puerta maciza de madera, o una puerta de seguridad acorazada, puede permitir que el ruido pase. Las puertas mal ajustadas tendrán grandes espacios alrededor del marco que permitirán que el ruido se filtre libremente a la habitación.

Somos expertos en seguridad

¡Contáctanos! sea que necesites un bombin nuevo, servicios de apertura o asesoría

Hay tres desafíos que debes tener en cuenta antes de insonorizar tu puerta:

  • La mayoría de las puertas permiten que el sonido penetre con facilidad.
  • Las holguras alrededor de la puerta son una ruta libre para el sonido.
  • El espacio entre la parte inferior de la puerta y el suelo es la forma más sencilla para que el ruido penetre.

Añadiendo masa al panel de la puerta

Uno de los fundamentos básicos de la insonorización es que la masa bloquea el sonido. El problema de muchas puertas interiores es que carecen completamente de masa. Normalmente son huecas con una estructura soportada por una red interna de cartón.

No son gruesas, no son pesadas, ni tampoco densas. Debido al espacio hueco en su interior y a los finos paneles de los que están hechas, a veces pueden incluso amplificar las vibraciones, un poco a como lo hace tambor. Claramente, constituyen una barrera inadecuada.

Añadir masa a tu puerta tendrá un impacto significativo en la cantidad de sonido que deja pasar. Hay varias formas de aumentar la resistencia natural a transmitir el ruido de una puerta hueca.

Podrías usar MDF de madera, cortarlo a medida y fijarlo en el lado de la puerta de donde viene el sonido o podrías usar un vinilo denso que se pegue a la puerta y minimice las vibraciones.

El vinilo acústico, un material denso y flexible, es el tipo de cosas que se usan comúnmente en los estudios de grabación. Si la estética es importante para ti, entonces el vinilo es una buena opción. Sin embargo, el vinilo acústico es típicamente más caro que el MDF.

El MDF es una opción mucho más barata que, con un poco de lijado y pintura, también se puede hacer que se vea estéticamente agradable.

Sellando las holguras alrededor de la puerta

Sellar los espacios entre la puerta y el marco es uno de los métodos de insonorización de puertas más efectivos. La forma más eficiente de hacerlo es aplicar burletes de goma en el borde de la puerta, donde ésta se asienta cuando se cierra.

Esto es porque la razón principal por la que muchas puertas permiten el paso del sonido es que no encajan bien en sus marcos. Los burletes se usan para prevenir las corrientes de aire. Si el aire puede pasar, el sonido trasmitido por el aire también.

Si sólo tuvieras el tiempo o el dinero para hacer una sola cosa para insonorizar una puerta, entonces instalar estos burletes debe ser tu prioridad.

Asegúrate de comprar materiales de alta calidad ya que las opciones baratas se degradan rápidamente cayendo en pedazos.

La instalación de burletes es muy fácil, especialmente si compras burletes autoadhesivos. Todo lo que necesitas hacer es despegar la parte de atrás y presionarla fuertemente en su lugar. Cuando termines, cierra la puerta y déjala cerrada durante unos minutos para sellar el burlete.

Si el burlete no es autoadhesivo, asegúrese de pegarlo con un adhesivo de alta calidad que resista las vibraciones. Los burletes tienen sus limitaciones, no pueden sellar el hueco en la parte inferior de la puerta, y esta área puede ser un gran problema para muchas puertas.

Instalando una junta de piso

La última fase de la insonorización de una puerta consiste en rellenar el hueco que queda entre la parte inferior de la puerta y el suelo. Instalar un simple sello de goma no suele funcionar en estos casos.

Si el sello está ajustado al suelo, será imposible abrirlo, mientras que si no está ajustado será imposible lograr un sello efectivo. La solución es instalar una junta automática de piso, también conocido como burlete retráctil.

Esta puede instalarse a ras de la parte inferior de la puerta y ubicará el sello en su lugar una vez que la puerta se cierre. Por el contrario, se levantará cuando la puerta se abra, utilizando un mecanismo que evita el arrastre del sello y su deterioro.

Los burletes retráctiles utilizan un mecanismo de resorte oculto. Cuando la puerta se cierra, se empuja un perno contra el marco de la puerta que activa el dispositivo.

Una vez que se activa, el mecanismo bajará el sello y creará un sello perfecto entre el suelo y la puerta. El sello cae primero por el lado de las bisagras para asegurar una apertura suave y se retrae por sí mismo cuando la puerta se abre

Comprar una puerta maciza

En general, hay muchas maneras de insonorizar parcialmente una puerta, pero sólo son arreglos temporales. Una solución permanente podría ser sustituir tu puerta por una con un núcleo sólido. Esta es una solución muy obvia, especialmente si has probado infructuosamente otros métodos.

Una buena puerta de madera densa bloqueará muchos sonidos. Esto se debe a que es gruesa y no tiene una cavidad en su interior para que el sonido resuene en ella. Esto ayudará a amortiguar cualquier sonido que pase por la puerta.

Es una buena idea que la instale un profesional de forma que encaje a la perfección en el marco. Las puertas mal ajustadas permitirán que el sonido entre, por lo que es vital que la puerta encaje bien para que esté insonorizada de forma efectiva.

Insonorizar correctamente las puertas tiene un efecto inesperado, además de reducir el ruido. Una puerta aislada acústicamente también suele tener un mejor aislamiento térmico, por lo que estarás ahorrando dinero en tus facturas de energía.

error: Content is protected !!