En Cerrajero Pro te ofrecemos...

Profesionales calificados

Servicio 24 horas del día

Atendemos en toda Barcelona

Apertura de puertas

Copia de llaves y mandos

Instalación de cerraduras

Aperturas de cajas fuertes

Cerraduras Invisibles y Electrónicas con Mando a Distancia

cerraduras invisibles con mando barcelona

 

CERRADURAS CON MANDO A DISTANCIA Remock Lockey – Selockey

CERRADURAS ELECTRONICAS INVISIBLES CON MANDO

Instalamos y vendemos todos los modelos y marcas de cerraduras invisibles

En estos últimos tiempos están proliferando una serie de técnicas extraídas de los cerrajeros profesionales y que básicamente consisten en abrir las cerraduras sin forzar la puerta y sin dejar rastro, tal y como se ve en las películas. La solución a priori está en instalar cerraduras invisibles o cerraduras con mando y control remoto para que no puedan ser detectadas.

Estamos en la constante búsqueda de la seguridad y no hay nadie quien nos juzgue por ello, después de todo, cada uno de nosotros sabe lo que vale lo material y lo que cuesta obtenerlo; más allá de lo material, está la necesidad de sentirnos protegidos y eso, definitivamente, no tiene precio.

El ladrón se hace cada vez más experto y reduce el tiempo de actuación, vemos en las noticias como, ya sin importar nada, se inventan nuevas técnicas, algunas que incluyen violencia extrema.

¿No existe sistema de seguridad que los detenga? Nos atrevemos a decir que, si tienen suficiente tiempo, no, y entendemos que no es la respuesta que estás esperando.

Ahora bien, tampoco podemos ser pesimistas, después de todo, aún existen ladrones más básicos; ladrones de cuyas acciones nos podemos proteger, con elementos sencillos pero eficientes.

Cerraduras hay muchas y mientras el ladrón pueda manipularla existirá la posibilidad de que sea forzado el sistema. La tecnología ha avanzado e incluso hemos visto soluciones realmente inteligentes para los robos, pero, o bien son muy caras o son poco prácticas; quizás simplemente se trata de algo a lo que no estamos acostumbrados, después de todo, una cerradura biométrica no es algo que cualquiera se pueda permitir.

Más como una opción para reforzar la seguridad que ya tenemos instalada en la casa, llegan las cerraduras invisibles, con una oferta interesante, y además atractivas, que pasaremos a ver.

¿Por Qué una Cerradura Invisible?

Sencillo, porque el ladrón no la puede ver y no la puede desarmar. La cerradura invisible con mando viene a ofrecer ese factor sorpresa que puede cambiar una situación de robo en un intento fallido.

Y es que un ladrón puede creer que se ha salido con la suya al hacerle ganzúa o técnica bumping a una cerradura, incluso puede intentar rompiendo el bombín, pero va a notar que aun así no se abre la puerta y luego es muy tarde para seguir intentándolo.

Las cerraduras electrónicas invisibles, convencionalmente, se instalan en la parte interior de la puerta y son accionadas con un control remoto. Ya veremos que, algunas cerraduras de este tipo llegan a ofrecer otras variaciones interesantes que mejoran la seguridad.

Por ahora debes saber que existen dos opciones para este tipo de dispositivo, la Remock lockey y la Selockey, cada una con características que sirven en casos distintos.

Diferencias entre la cerradura invisible Remock Lockey y la Selockey

La primera cerradura invisible fue puesta en el mercado por Remock Lockey; una cerradura concebida como secundaria, de fácil instalación y, relativamente, económica, aunque no tanto como la Selockey.

La Remock Lockey tiene estas características:

  • Suele pesar sólo unos 500 gramos
  • Se acciona con un mando remoto
  • Acepta distintos mandos, hasta 16
  • Funciona con baterías
  • Tiene una alarma para batería agotada y un depósito de energía para que no nos quedemos fuera o dentro.
  • Puede ser usada en puertas y ventanas

Es una opción para reforzar, no está concebida para usarse como elemento de seguridad principal. Cumple con la meta, pues crea ese factor sorpresa.

Por su parte, la Selockey es una evolución de la Remock Lockey, que ha sido creada para algo más que auxiliar a la cerradura principal de tu casa (o por lo menos eso es lo que se entiende de la oferta).

Cerradura con Mando REMOCK LOCKEY

Cerradura Electrónica SELOCKEY

La Selockey cuenta con estas características:

 

  • Está fabricada en acero, pesa alrededor de 2 kg, lo que le da robustez.
  • Funciona con corriente eléctrica y con baterías por lo que su instalación es más compleja
  • Es una cerradura que puede ser accionada con un mando remoto o desde la misma cerradura principal.
  • Cuenta con un sistema de cifrado “rolling code” (sistema de encriptación de código variable), lo que evita la copia remota y su apertura mediante sintonizadores de frecuencia.

Como verás la oferta de la Selockey parece ser más integral, es más robusta, tiene más opciones de energía y el sistema de cifrado dice ser más complejo, pero ¿es eso lo que estamos buscando?

A simple vista parece que la Selockey es la mejor opción, pues es más completa, pero recordemos que estamos hablando de un cerrojo, nunca va a satisfacer nuestra necesidad total de una cerradura de seguridad completa y por tanto, debemos analizar la inversión, quizá sea más económica, el peso puede ser un problema, además del tipo de fuentes de energía que usa; la Remock Lockey destaca su simplicidad de instalación y el tiempo que lleva en el mercado ha dado oportunidad para ser probada.

En ambos caso, ante la pérdida de un mando, se pueden volver a codificar los mandos restantes de manera muy sencilla. Ambas opciones cuentan con un sistema sofisticado que impiden que estos mandos sean clonados.

De manera general, diremos que, si el nivel de seguridad de la cerradura principal no es tan alto, podríamos pensar en comprar la cerradura Selockey.

¿Una nueva era de cerraduras de seguridad?

No tenemos dudas de que, en un futuro veremos que esta nueva tecnología puede ser aplicada para la puerta principal de una casa sin necesidad de un sistema visiblemente mecánico.

Con visiblemente mecánico nos referimos a que no necesitaremos de un bombín con una llave, quizá solo tengamos que comprar puertas que tengan integrado un sistema invisible que se abra con la huella digital o con un mando a distancia; muy parecido a lo que puede ser una puerta de garaje, pero más futurista.

¿Cuándo se recomienda esta cerradura?

Sin dudas, si quieres estar muy protegido en casa y tener ese factor sorpresa ante el robo, es indispensable que tengas una de estas dos opciones. Estos elementos no superan los 200 euros, y valdría la pena la inversión.

Como ya habrás notado la cerradura electrónica con mando Selockey ofrece una robustez que no tiene la cerradura invisible Remock Lockey y se puede sumarle puntos a la decisión, pero no está de más que consultes con un experto en seguridad para que tomes la mejor decisión posible.

Cuando se trata de seguridad nunca es suficiente, pero también es cierto que las inversiones tienen que ser justas, es decir, deben ajustarse a una relación entre lo que se invierte y lo que se obtiene. Tú solo piensa ¿Cuánto vale la sensación de salir de casa y saber que ningún ladrón podrá entrar?.